JORNADA
Policía muere en fuego cruzado con narcotraficantes en el norte de La Paz

Imprimir Enviar
El Alto, (Abi/JORNADA)
jueves 7, septiembre 2017

JornadaNet
APG
El cabo Reynaldo Espinoza Vargas (32) murió ayer miércoles en fuego cruzado con narcotraficantes en la región de Ixiamas, en el norte de La Paz, informó el director General de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico, Santiago Delgadillo.

El cabo formaba parte del Grupo de Inteligencia y Operaciones Especiales (GIOE) y desde el lunes estaba en una patrulla que incursionó a la zona limítrofe entre Rurrenabaque e Ixiamas.

"Lamentamos el fallecimiento de nuestro camarada en cumplimiento del deber, cuando realizaba con su patrulla tareas de interdicción en el marco de la operación Esperanza, en una pista clandestina en Rurrenabaque, en Ixiamas", manifestó tras recibir los restos mortales del agente antidroga.

Precisó que la incursión de dos patrullas del Grupo de Inteligencia de Operaciones Especiales (GIOE) permitió encontrar una pista, un campamento con hombres armados y un polígono de tres carriles en el área Playa del Río, en la serranía El Tigre de alto Madidi.

Explicó que los narcotraficantes al verse descubiertos comenzaron a disparar a los agentes antidroga, que tras la refriega aprehendieron en posesión de armas a dos personas.

Una vez controlada la situación, "en el lugar procedieron a la aprehensión de dos personas y el secuestro de tres armas de fuego, munición de diferentes calibres, radios de comunicación, binoculares, un teléfono satelital con cargador solar, cargadores, baterías y medicamentos, entre otros", detalló Delgadillo.

Demetrio Condori Paco, de 28 años de edad y Edson Choque Yana, también de 28 años, los aprehendidos, relató, fueron sorprendidos portando armas de fuego.

El jefe policial informó que en ese lugar acopiaban grandes cantidades de cocaína que llegaba en avionetas procedente de la región selvática del Valle de los Ríos Apurímac, Ene y Mantaro del Perú, conocida como el "VRAEM".

Delgadillo explicó que los narcotraficantes utilizan también a mochileros, que transportan cocaína atravesando al menos 20 km desde la frontera con Perú, para después trasladar la droga a Brasil.

Remarcó que el lugar estaba custodiado porque se presume que esperaban la llegada de una avioneta con un cargamento de cocaína.

Señaló que en el lugar se encontró un campamento que contaba con un polígono de tiro por lo que se presume que los antisociales estaban muy bien entrenados.

Al llegar a la FELCC uno de los detenidos dijo: "no he hecho nada, otros dos han matado (al policía). Nosotros estábamos durmiendo en el lugar".

Bolivia
© 2001-2017 JornadaNet.com y JORNADA son editados por Aurios S.R.L. en La Paz, Bolivia. Teléfono: 591 2 2407789 Fax: 591 2 2487487